La ornamentación también es cosa de ellos

Los póster, los intrumentos musicales y los objetos deportivos forman parte de la ornamentación masculina.

En los espacios para hombres impera la sencillez y la pasión que sienten por la música o los deportes

Aunque los hombres no muestran su interés por la decoración, no quiere decir que no les atraiga o no se interesan por ella. Contrario a la mujer, que le gustan los espacios más llamativos, llenos de accesorios extravagantes y colores vibrantes, a ellos les atrae lo sencillo, siempre y cuando, allí se reflejen sus gustos. Si es amante de la música, ver una guitarra, un piano...en sus espacios es algo normal. Asimismo, si su pasión son los deportes, una camiseta de su jugador favorito o un balón, serán parte de la decoración.

¿Cómo decorar?

-Balance ideal. Se debe buscar un balance entre los colores, las texturas y los muebles, de acuerdo a las dimensiones disponibles.
- Lo básico. En las habitaciones masculinas, se incluyen únicamente los muebles indispensables: la cama, un sofá, el armario, una mesa o escritorio y desde luego el mueble de la televisión.

Mobiliario y materiales

De acuerdo a la página digitalcasaycolor.com, generalmente los hombres prefieren el mobiliario con ángulos marcados y de líneas rectas, de materiales como el acero, el vidrio, el cuero o la madera, y también de tonos oscuros y sobrios. Verdaderamente, este tipo de muebles son para partir a decorar en base a un estilo moderno y elegante, haciendo énfasis en la simplicidad y la comodidad.

Tonalidades

Con respecto a los colores, por lo regular, los más utilizados por los hombres son tonos neutros, ceniza, gris marengo, azules, verdes y marrones. El blanco es perfecto para las paredes si le agradan los ambientes bien iluminados. También es posible agregar colores fuertes como un rojo vino, turquesas u ocre, combinados con tonalidades neutras.

La cama

La cama es el mueble protagonista del espacio, pero a diferencia de las camas femeninas o de parejas, en la habitación de un hombre soltero prevalecen los colores lisos y si la colcha o edredón llega a tener algún estampado generalmente se opta por las rayas y los cuadros, que también se hacen presentes en los cojines, lo que añade un toque decorativo ideal para el cuarto de hombre.

La ropa de cama puede ser de seda, lino o algodón, mezclada con otros materiales como el cuero en los muebles o alfombras y tapetes para acentuar la masculinidad en el ambiente.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.