Marchan en zona cañera de Bahoruco en demanda del cese de desalojos contra pequeños productores

Diferentes organizaciones marcharon este jueves en protesta contra los desalojos que lleva a cabo el Consejo Estatal del Azúcar (CEA) y el Consorcio Azucarero Central (CAC) contra pequeños productores de la zona cañera y en demanda de que el ingenio Barahona sea cooperativizado.

En la marcha que partió desde el parque de la comunidad de Batey 6 y culminó en Batey 4, de la provincia Bahoruco, participaron La Unión de Trabajadores Cañeros (UTC), Articulación Nacional Campesina, Retoño, Bloque Regional Sur-Sur, Junta Campesina Manuel Féliz Santana, Asociaciones Campesinas de la Zona Cañera, entre otras entidades.

Estas entidades alegan que el CEA y el CAC, promueven desalojos de pequeños parceleros que tienen entre 40 y 50 años teniendo como único medio de vida el cultivo de productos agrícolas variados en terrenos del primer organismo, los que buscan recuperar para ser incorporados a la siembra de más caña de azúcar.

A parte de exigir el cese de los arbitrarios desalojos de los pequeños productores, las entidades en cuestión demandan que el ingenio sea administrado por una cooperativa y que los beneficiarios sean los habitantes de la región Enriquillo, en especial los pequeños productores agrícolas.

Desde hace un tiempo fue constituido un denominado Comité Pro-Recuperación del Ingenio Barahona, el que señala que el CAC tiene en su poder más de 250 mil tareas de tierras, las cuales exige sean devueltas a la gente y que sea rescindido el contrato de arrendamiento con la empresa en cuestión, que fue rubricado en 1999, en el último mandato constitucional del gobierno de Leonel Fernández.

Se recuerda que cuando el central Barahona era en su totalidad propiedad del CEA, cayó en una total quiebra, producto de los desfalcos a los que fue sometido por funcionarios gubernamentales y sindicatos, cuyos dirigentes se hicieron ricos a expensas del sudor de los trabajadores.

En esa época senadores, diputados, políticos, funcionarios del gobierno de turno todas las quincenas vivas, o sea, de pago, se trasladaban desde Pedernales, Bahoruco e Independencia a esta ciudad con largos listados de seguidores, familiares, militantes y miembros del PLD, a cobrar cientos de miles de pesos de esas "botellas" que devengan lujosos sueldos sin dar un golpe, mientras que los obreros y empleados de la empresa cobraban sueldos de miseria.

"Esa vez, había dos soluciones para el ingenio Barahona cerrarlo o privatizarlo, por lo que Leonel Fernández optó en aplicar la segunda opción", coincidieron entendidos en la materia.

Estos mismos entendidos abrigan el temor de que en caso de que el ingenio local pase a ser una cooperativa, pueda volver caer en el hoyo en que estuvo en el gobierno de Leonel Fernández, lo cual motivó pasarlo al sector privado.

Mantente informado!

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias más importantes de la actualidad.