Elecciones municipales: preguntas para candidatos

El 16 de febrero de 2020, en apenas ocho semanas, se efectuarán las elecciones municipales. En ellas se elegirán las autoridades de 393 entidades municipales que existen en el país: 158 municipios y 235 distritos municipales. Eso significa que se elegirán igual número de alcaldes o alcaldesas y sus respetivos vicealcaldes o vicealcaldesas, así como 1,164 regidores y los suplementes a todos esos cargos. Hay un total de 3,849 cargos electivos en disputa.

Hay que recordar dos cosas. La primera es que en la República Dominicana sólo hay dos niveles de gobierno: el Central y el local. Distinto de otros países, no hay gobiernos intermedios (provinciales o regionales), lo que implica que lo que hagan y dejen de hacer las alcaldías y los concejos de regidores tiene un impacto muy significativo en la calidad de vida de los y las munícipes.

La segunda es que, a pesar de esa importancia, las municipalidades son, en términos generales, incapaces de resolver problemas comunitarios básicos. Una razón que explica esto es que, por décadas, los gobiernos municipales han estado financieramente estrangulados por el Gobierno Central al incumplir éste con el mandato de la Ley 166-03 de transferir el equivalente al 10% de los ingresos totales no especializados. Otra es que parte de los recursos se han comprometido con prácticas clientelistas, y una tercera tiene que ver con meras ineficiencias y desperdicios vinculados a incapacidades de gestión.

A pesar de la cercanía de las elecciones municipales y de que la ley obliga a candidatos y candidatas a presentar sus programas de gobierno, poco se ha escuchado de éstos. La ciudadanía tiene derecho a saber que proponen los candidatos hacer en caso de ser responsabilizados de la gestión municipal. Es lo mínimo necesario para que ésta pueda tomar una decisión informada en las elecciones. Hay al menos once áreas de responsabilidad municipal sobre las que los candidatos deben tomar postura y hacer propuestas.

Servicios municipales básicos. El más básico de esos servicios, ante el cual las alcaldías han mostrado una incapacidad pasmosa, es el de la recogida y disposición de residuos sólidos. Además de haber una gran ineficacia en la recolección también lo hay en la disposición. El país cuenta sólo con vertederos, casi todos muy manejados o no manejados del todo, y se han constituido en una grave fuente de contaminación. ¿Cuál es la propuesta de los candidatos y las candidatas en esta materia? ¿Qué proponen para hacer más efectivo el servicio de recogida y acopio? ¿Tienen propuestas para transformar y/o gestionar los vertederos? ¿Han pensado en la clasificación y el reciclaje como una opción para el manejo de los residuos? ¿Qué rol podrían jugar los munícipes y sus organizaciones? En el caso de municipios pequeños, ¿se ha pensado en compartir y gestionar de manera conjunta los sitios de depósito?

Protección ambiental. Prevenir la contaminación es una de las responsabilidades más importantes de las autoridades municipales y a las que menos esfuerzo se le dedica. Además de la contaminación visual, sónica y por emisión de gases, muy común en centros urbanos, en muchos municipios las actividades urbanas y agropecuarias son fuentes de contaminación severa de ríos. Este incluye la disposición de aguas servidas y de basura, en la que los residuos plásticos son protagonistas y frecuentemente terminan en el mar. Santo Domingo, Santiago y muchos asentamientos y el Cibao Noroeste han arruinado los ríos Ozama y Yaque del Norte. En los municipios con alta ruralidad, la crianza de animales y algunas actividades agrícolas contaminan los ríos. Las municipalidades, junto a las autoridades nacionales, también tienen la responsabilidad de proteger los recursos naturales como los bosques, los humedales, las lagunas y los manglares. ¿Qué plantean los candidatos y las candidatas en esta materia para enfrentar los problemas específicos de sus municipios? ¿Tienen propuestas de cómo promover actividades económicas en sus municipios que más sostenibles en términos ambientales?
Servicio de transporte de pasajeros y movilidad urbana. En los grandes centros urbanos del país, la calidad del servicio de transporte de pasajeros no puede ser peor. Además, la congestión vial ha hecho de la movilidad una costosa odisea en términos de tiempo y combustible. El problema es de tal tamaño que su solución a largo plazo no puede ser solamente municipal. Necesitará del concurso del Gobierno Central y de una participación de la gente y de las empresas. ¿Qué propuestas tienen los y las aspirantes a posiciones electivas sobre este tema? ¿Creen que la solución principal es la ampliación continua de la infraestructura vial? ¿Qué rol debe jugar el transporte colectivo? ¿Cómo regular y transformar el transporte colectivo actual para convertirlo en uno de mucha más calidad?
Protección frente a riesgos. Antes que hacerse más resilientes a los eventos climáticos extremos, los asentamientos urbanos se han vuelto más vulnerables. Las lluvias intensas terminan desbordando cañadas y ríos e inundando comunidades y barrios y obligando a desplazar a la gente de sus hábitats y a poner en riesgos sus vida y bienes. Los asentamientos cercanos a ríos y arroyos son los más vulnerables, pero también aquellos con una infraestructura inadecuada para la conducción y disposición de aguas. Ni hablar de los riesgos asociados a terremotos debido una infraestructura privada que frecuentemente no cumple los estándares de calidad necesarios. Cada comunidad en cada municipio enfrenta situaciones de riesgo específicas. Los candidatos deben proponer acciones de corto y largo plazo que los reduzcan.

Protección y ampliación de los espacios públicos. Este tema es relevante para las áreas urbanas de los municipios. Uno de los problemas más severos que enfrentan los munícipes es la apropiación de muchos de los espacios públicos para actividades económicas privadas. También se advierte como un problema el descuido y el abandono de muchos de estos espacios. Sin embargo, la ciudadanía parece darles mucho valor, lo que se evidencia en el hecho de que cuando las autoridades les recuperan, la población se vuelca a usarles y a ocuparlos. Los munícipes merecen escuchar ideas y proyectos específicos de protección, recuperación y ampliación de parques y áreas de uso público.

Seguridad pública. La seguridad es la principal preocupación de la ciudadanía en este momento. Los gobiernos municipales, junto a las nacionales, pueden y deben asumir responsabilidades en esta materia. De hecho, muchos de los problemas de seguridad que enfrenta la gente se asocian a la delincuencia local. Al menos en las ciudades de mayor tamaño opera una policía municipal con una incidencia muy limitada. ¿Qué tienen los candidatos que decir al respecto? ¿Qué pueden hacer las autoridades locales para reducir la inseguridad? ¿Se trata sólo de enfrentar la delincuencia o amerita abordajes complementarios como promover oportunidades de aprendizaje y laborales para jóvenes? ¿Es razonable pensar que los gobiernos municipales puedan hacer algo respecto a esto último? ¿Pueden las comunidades y sus organizaciones, articuladas con las autoridades municipales y nacionales, contribuir a lograr comunidades más seguras? ¿Cómo?
Infraestructura local. La dotación de infraestructura de calidad es uno de los grandes activos con que puede contar un municipio. Permite atraer inversiones y generar empleos y contribuye a incrementar la productividad general. Sin embargo, por lo general los gobiernos locales invierten una muy baja proporción de su presupuesto en construcción o mejoramiento de infraestructuras. En muchos municipios pequeños, se limita a la construcción de aceras y contenes o a la habilitación de centros comunitarios. La gente merece saber que planes tienen los candidatos y las candidatas en este tema, las razones por las cuales priorizan unas obras y no otras, y cómo pretenden financiar las que se propone hacer.

Promoción de la cultura. La cultura es una de las dimensiones más importantes de la vida de las personas. Promover manifestaciones culturales diversas y recrear manifestaciones culturales que identifican a las comunidades es también una tarea importante para cualquier gobierno local. No sólo fortalecen la identidad y la cohesión social. También pueden tener efectos económicos importantes si generan, por ejemplo, flujos de turistas.

Desafortunadamente, en este ámbito, la mayoría de los ayuntamientos no va mucho más allá de organizar las fiestas patronales, y hacen poco por promover el teatro, la música o la pintura. Señores candidatos, señoras candidatas: ¿algo que proponer al respecto?
Ordenamiento del territorio. Aunque todavía está pendiente de aprobación una ley al respecto, los ayuntamientos deben tener un plan de ordenamiento del territorio. Uno de sus objetivos más importante es orientar y reglamentar el uso del suelo y la ubicación de las actividades productivas. Un ordenamiento efectivo puede contribuir mucho a evitar aglomeraciones costosas, el común desarrollo caótico de nuestras ciudades o el uso. ¿Han pensado los candidatos en esto?

Participación. Cuando la gente participa, no sólo ejerce un derecho, sino que la calidad de las políticas puede mejorar notablemente. Además, cuando hay colaboración activa de los munícipes y sus organizaciones, las intervenciones se pueden volver mucho más efectivas como las relacionadas con el manejo de la basura o la seguridad pública. Los candidatos deberían proponer mecanismos innovadores, además de los consignados en la ley, para propiciar y fortalecer la participación y el involucramiento de la gente.

Recursos. Ante el estrangulamiento financiero impuesto por el Gobierno Central, los candidatos deberían elaborar propuestas concretas para aliviar la terrible precariedad financiera en la que operan los ayuntamientos. Estas pueden ir desde fortalecer sus capacidades de recaudar arbitrios municipales hasta forjar amplias alianzas entre municipios, que transciendan las líneas partidarias, para presionar al Gobierno Central para que éste cumpla con la ley e incremente las transferencias, pasando por alternativas intermedias ya experimentadas como compartir recursos entre municipios colindantes.
Hay que presionar para que candidatos y candidatas se pronuncien sobre estos temas. Sólo así podremos lograr mejores gobiernos locales.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir
Noticia anteriorGonzalo promete cuartos para todos en la región del Lago
Noticia siguienteIFES dice auditará voto automatizado si obtiene fondos