¿Por qué el silencio?

    La Asociación Nacional de Detallistas de Gasolinas (Anadegas) denuncia una “mafia” en la comercialización de combustibles. Ha realizado paros en sus estaciones en dos regiones. El más reciente ocurrió en algunos pueblos del Este. Esa asociación ha acusado específicamente al Ministerio de Industria, Comercio y Mipymes de irregularidades en la comercialización, sin identificar responsables. Tampoco detalla en qué consiste la “mafia”. No es la primera denuncia de esa naturaleza. Ya lo había hecho una federación de transportistas. Incluso recurrió a algunos medios para intentar judicializar su queja. Pese a ello, ese tipo de afirmaciones no encuentra respuesta en las autoridades responsables. ¿Por qué el Ministerio no responde afirmaciones tan rotundas? ¿Por qué el silencio?

    Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
    ¿Te gusta el contenido de este artículo?

    Compartir
    Noticia anteriorOperativo del fracaso
    Noticia siguienteAndrw John presenta “En peligro de extinción”