American Crime Story: The People v. O.J. Simpson

Miniserie dramática que ahora difunde Netflix. Basada en hechos reales adaptada del libro The Run of His Life: The People vs. OJ Simpson, de Jeffrey Toobin el principal analista legal de CNN, sobre el juicio a O.J. Simpson, el exjugador de futbol norteamericano. Orenthal James fue acusado en el 1994 de asesinar a su esposa, Nicoles Brown, y a su amigo Ronald Goldman. Contada desde la perspectiva de los abogados que condujeron el caso. En lugar de mostrar como ocurrió el crimen, se va a mostrar los acuerdos hechos de manera informal y a las maniobras políticas conducidas por ambos lados envueltos, fiscalías y defensores. Al inicio explicita que el marido abusador no reconoce el fin del matrimonio, a lo que se oponía y la asediaba no obstante ella haber interpuesto más de 60 denuncias de acoso y maltrato. Vemos los juegos de poder de los medios, y los modos perturbadores de los abogados. La historia es grandemente vigente pues presenta violencia de género, manipulación mediática, abuso machista, racismo, y, sobre todo, cuestiona esa justicia estadounidense de tanta fama y buen crédito que tiene para el mundo como dadora justa y sin engaños en la defensa de inocentes y marcación de culpables, pero que tiene serias deficiencias para condenar a culpables apenas porque tienen suficiente dinero para agenciarse una buena defensa y cualquier medio para quedar impune. Aun siendo un caso clarísimo de feminicidio y con todas las pruebas suficientes para condenarle como a cualquier reo, veremos las implicaciones de todo tipo de que se valieron sus abogados. La defensa aprovechó de su condición de héroe deportivo, negro y que en ese instante USA debatía la violencia policial contra la población negra por puro racismo. Y el jurado fue negligente con pruebas tales como la grabación de la llamada de la víctima a emergencia denunciando que Simpson invadió su casa y la había herido de muerte. Ver cómo actúa los jurados, la fiscalía, los expertos abogados, atolondrados jueces y la misma prensa en una excelente narrativa cuasi surrealista genera indignación e impotencia, una rabia infinita ver cómo quedan golpeadas las familias de las víctimas. Simpson es encarnado por el fenecido Cuba Gooding Jr., quien aunque lo hace con carisma choca en el físico pues no se parecen en nada. La puesta en escena es prodigiosa y no inventa ni pone demás simplemente porque todo lo que muestra es tal como sucedió.

HHHHH 10 episodios de 60 minutos.

Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
¿Te gusta el contenido de este artículo?

Compartir
Noticia anteriorEmbajada de Guatemala presenta exposición
Noticia siguienteAntología medrosa, de Iván García Guerra