Contaminación

    Los avances tecnológicos permiten que los eventos puedan ser publicados en el mismo instante que acontecen, sin importar el lugar del mundo donde se efectúan. En áreas vitales, como la salud, los aportes efectuados por los adelantos científicos, han permitido, hasta ahora, tanto en diagnósticos como en tratamientos, un gran logro. Así como es de positivo lo señalado, estos mismos medios o avances pueden ser bombas de tiempo dependiendo del uso que se les dé. En cuanto a las famosas redes sociales, las cuales están a la mano de la mayoría de los individuos sin importar edad, son un arma poderosa de destrucción cuando se emplean para divulgar informaciones carentes de base válida, verdadera, acerca de individuos, instituciones, empresas o productos.

    Hoy día, la privacidad de las personas está permanentemente amenazada por el uso que se le da a las llamadas “redes sociales”, desde donde se difunden las cosas más personales e íntimas, convirtiéndose, en ocasiones, en lodo que salpica, no solo a la persona señalada, sino, en forma directa, a sus familiares, especialmente a sus hijos. Después de haber pasado toda una vida cuidando el manejo de su conducta, especialmente moral, para con esto dar ejemplo a los mismos, en un abrir y cerrar de ojos, por ocurrencia de cualquiera con intención de dañar, se echa a perder lo que se ha logrado a base de renuncias y grandes esfuerzos. Lo peor de todo es que, una vez divulgada una opinión a través de estos medios, dada su rapidez y alto alcance, es casi imposible poder recoger o, más bien, limpiar la información, y el daño ya está hecho.

    Es importante averiguar la fuente de cualquier información que recibamos, en ocasiones, hasta de eventos llamados “científicos”, ya que a veces los mismos carecen de toda veracidad por no haber cumplido los requisitos necesarios y haber tomado en cuenta las variables necesarias para que el mismo sea válido. Cuidar, a la hora de digerir o interiorizar cualquier tipo de información, es tan importante como cuidar la ingesta de alimentos que llevas a tu cuerpo, ya que si los mismos están contaminados, dejan bacterias que pueden provocar, no solo las peores enfermedades, sino dejar secuelas de años y repetición de las mismas, y hasta, por ellas, la pérdida de la vida. Igual daño hace una información contaminada.

    Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
    ¿Te gusta el contenido de este artículo?

    Compartir
    Noticia anteriorCulpan a 4 perros de muerte de mujer en California
    Noticia siguienteLas mejores películas de George Clooney