Miedo a olvido

    El gobierno del presidente Barack Obama declaró el miércoles a la enfermedad de alzhéimer como "una de las condiciones de salud más temidas" al emitir un bosquejo sobre una nueva estrategia nacional para combatir el aumento de esta enfermedad de deterioro mental.

    Más de 5 millones de estadounidenses padecen ya alzhéimer o demencias similares, cifra que se prevé que llegará a más de 16 millones en el 2050 —junto con costos inmensos por atención médica y de cuidados en casa- debido a que la población está envejeciendo muy rápidamente.

    El objetivo principal del gobierno es encontrar maneras efectivas de tratar el mal de alzhéimer para el 2025. Es una cruzada ambiciosa. Los tratamientos actuales sólo alivian temporalmente los síntomas. Los científicos saben que el alzhéimer se va desarrollando durante años antes de que aparezcan los síntomas, pero la aparición de mejores medicamentos o tratamientos para atrasar el surgimiento de la enfermedad ha sido muy lenta.

    Ya sea que los científicos puedan llegar o no a esa fecha límite, el esbozo del primer Plan Nacional del alzhéimer también deja en claro que las familias abrumadas por la enfermedad necesitan ayuda de inmediato para atender a sus seres queridos afectados. Además, debido a que hasta la mitad de las personas afectadas actualmente por alzhéimer,¿ no ha sido diagnosticadas formalmente, el anteproyecto culpa en parte de ello a estigma y información errónea.

    Entre los pasos planeados en el bosquejo:

    — Realizar una campaña grande de concientización pública para ayudar a que la gente sepa las señales tempranas de advertencia del mal de alzhéimer y qué hacer.

    — Educar a médicos y otros trabajadores de la salud sobre cómo reconocer el alzhéimer, que medicamentos están disponibles ahora que puedan ayudar con los síntomas de la enfermedad, y qué servicios sociales pueden ayudar a las familias a enfrentarla.

    — Mejorar la detección temprana, en parte determinando el mejor examen cognitivo a ofrecer durante la nueva visita anual de revisión al Medicare.

    — Mejorar la capacitación de cuidadores del enfermo, de manera que sepan qué recursos están disponibles y cómo manejar problemas de comportamiento comunes de la demencia. Investigación muestra que los cuidadores que reciben tal capacitación son capaces de mantener en casa a sus seres queridos durante mucho más tiempo.

    — Estudiar como atender las necesidades de salud de cuidadores aislados y estresados.

     Luego existe la meta de tener mejores tratamientos. Los Institutos Nacionales de Salud gastan aproximadamente 450 millones de dólares anuales en investigación sobre la demencia. A inicios de este mes, el gobierno de Obama anunció que dedicaría 50 millones de dólares adicionales este año, y buscaría 80 millones de dólares más para gastar en el 2013 en la investigación del alzhéimer.

    Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
    ¿Te gusta el contenido de este artículo?

    Compartir
    Noticia anteriorAdele y Ed Sheeran ganan dos premios Brit cada uno
    Noticia siguienteHoy continúa el Primer Seminario de Crítica Literaria