Tratamiento para cáncer sensible al estrógeno

    Cerca de un tercio de las pacientes de cáncer de seno dejan de tomar sus medicamentos a causa de los efectos secundarios que son más fuertes de lo esperado, según un nuevo estudio.

    El equipo de la Northwestern University encuestó a 686 mujeres que estaban tomando inhibidores de aromatasas (AI por sus siglas en inglés) como tratamiento para el cáncer de mama sensible al estrógeno. Los resultados revelaron que 36% suspendieron el medicamento debido al dolor en las articulaciones, sofocos, aumento de peso y nausea.

    Los inhibidores de la aromatasa se les dan a las mujeres postmenopáusicas con cáncer de mama para reducir el nivel de estrógeno. Dos tercios de los cánceres de mama son sensibles a los estrógenos y los inhibidores de aromatasa reduce el riesgo de cáncer recurrente.

    Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
    ¿Te gusta el contenido de este artículo?

    Compartir
    Noticia anteriorSenado bloquea nombramiento de embajadora para El Salvador
    Noticia siguienteInicia formalmente la Navidad en Bellas Artes