Fogaraté / Ramón Colombo

    Signos del atraso

    Un país atrasado es aquel en que el jefe del Estado dispone por decreto hasta la compra del equipamiento electrónico de una cárcel; en el que las instituciones y sus leyes cuentan mucho menos que la voluntad del Presidente; en el que el Estado se reinventa cada cuatro años; en el que el llamado "Poder Contralor" es una entelequia a la que ningún funcionario le hace caso. Un país  atrasado, pues, es aquel en que el Estado no es dirigido por un estadista, sino por un simple mandatario.

    Queremos ofrecerte lo mejor de nosotros
    ¿Te gusta el contenido de este artículo?

    Compartir
    Noticia anteriorDiez militares muertos en ataque atribuido a las FARC
    Noticia siguienteHipólito dice crecimiento económico no llega al pueblo